Sobre la rehabilitación de prótesis de rodilla, y los deportes que pueden practicarse posteriormente

Saludos cordiales a todos los que se toman la molestia de visitar este blog del Dr. Vílchez, desde el cual, busca acercarse a la población en general, y en específico a los deportistas profesionales que residen en el corazón de Nuevo León. Esta ocasión, queremos hablar en torno a la prótesis de rodilla, una de las especialidades del reconocido trabajador del sector médico, Félix Vílchez Cavazos, cirujano mexicano distinguido por su compromiso, su trato personalizado y su ética laboral.

Para ser más precisos, esta entrada estará dividida en dos secciones: en la primera hablaremos sobre la rehabilitación y el tratamiento que corresponde a la implantación protésica en rodilla,  mientras que en la segunda, explicaremos cuáles son los deportes que pueden efectuarse una vez recuperado el paciente. Sin más prolongaciones, empecemos con este contenido que esperamos sea ameno para todos los que nos visitan el día de hoy.

Sobre la rehabilitación posterior a la prótesis de rodilla.

Es cierto que después de una cirugía, uno debe ser cuidadoso para no generar situaciones desventajosas ni complicaciones post quirúrgicas, más también es necesario realizar ciertos ejercicios según se avance durante la recuperación y cicatrización.

Lo mismo aplica para la cirugía de rodilla, en la que es fundamental tener en cuenta una serie de acciones que ayudarán a que los pacientes se recuperen con prontitud y se reintegren a sus labores deportivas. Con el fin de ayudarles a nuestros lectores, a continuación enlistaremos algunos consejos que les serán de suma utilidad si se han sometido a este tipo de operación.

  • Un día después de ser sometidos a la cirugía, pueden empezar a movilizarse con ayuda de unas muletas o un carrito para incapacitados. Recuerden que al principio se debe ser muy cuidadoso ya que las suturas cierran por completo entre 15 días a 20 días.
  • Una vez pasado el primer mes, pueden aplicarse las habilidades motrices que obtuvieron en el hospital o clínica de rehabilitación a su programa de ejercitación. Asimismo, es recomendable acudir con constancia a un fisioterapeuta según les sea indicado. En el momento en que la rodilla se encuentre en forma, podrán moverse con mayor facilidad y reanudar sus actividades cotidianas.
  • Es menester que se exijan a sí mismos cumplir con el programa de ejercicios en casa que les otorgue el médico, pues es la única manera de que la zona operada recupere su fuerza y capacidad motriz. La constancia en el ejercicio ayudará también a aumentar la resistencia de la rodilla, incluso a niveles superiores a los que poseía antes de la prótesis; esto es a causa de que el dolor que se padece antes de la operación (que a su vez es causado por problemas como la artrosis) limita los movimientos atrofiando los músculos. No debe olvidarse que cada ejercicio debe ser específico y debe realizarse por facetas, es decir, que se practique primero la caminata y hasta que el médico lo indique, se puede incursionar en actividades que requieren mayor esfuerzo, por ejemplo, pedalear en una bicicleta estática.
  • Es de suma importancia tener en cuenta que después de la colocación de la prótesis de rodilla, se debe mantener la salud de esa zona. ¿Cómo? Conociendo qué es lo que debe o no hacerse, ya que algunas actividades pueden dañar la rodilla artificial y otras beneficiarla. Entre lo que debe hacerse, podemos mencionar que la rodilla se coloque en diversas situaciones para que se acostumbre, que se ejercite con constancia y se apliquen bolsas de hielo o pomadas en caso de hinchazón. Entre lo que no debe hacerse, destaca el hecho de no torcer la rodilla con giros o vueltas bruscas en las que esté implicado el cuerpo completo, tampoco deben darse saltos pues pueden aflojar la prótesis, ni forzar demasiado las rodillas.

Los deportes que pueden hacerse después de la prótesis de rodilla.

Es cierto que pueden realizarse algunos deportes con prótesis, pero existen otros que no son para nada recomendables. El médico, para evitar complicaciones posteriores en sus pacientes, debe educarlos en relación a los potenciales peligros que conlleva la realización de actividades de  alto esfuerzo, de no hacerlo, corren el riesgo de que el implante se afloje y desgaste o dañe el organismo de los usuarios.

Los deportes después de la prótesis, deben realizarse cuando el isquiotibiales y cuádriceps de la rodilla operada se rehabiliten por completo. Más, para determinar con exactitud en qué momento es conveniente comenzar con un deporte, es preferible acudir a un especialista. Entre las actividades deportivas que pueden realizarse con prótesis, se encuentran aquellas caracterizadas por ser de bajo impacto, por ejemplo: golf, natación, ciclismo, marcha, caminata, aerobics de bajo esfuerzo, danza, cabalgata, entre otros.

En general, los usuarios con prótesis de rodilla deben evitar actividades que demanden mucho esfuerzo, mucha carga y estrés, pues como quedó dicho, estas pueden aflojar el implante o crear complicaciones a la salud. Entre los deportes que deben evitarse se encuentran el basquetbol, el rugby, el futbol, el levantamiento de pesas, la lucha libre, el box y las artes marciales en general, entre otros.

Si alguno de los deportes que mencionamos no es el que piensan practicar, les recomendamos por último, que acudan con un especialista, el cual les ayude a determinar con certeza la naturaleza de su caso.  Esperamos que esta entrada haya sido amena, nos despedimos no sin antes invitarlos a que estén al pendiente de las publicaciones que constantemente subimos a este blog de Dr. Vílchez. Nos vemos en la próxima entrada informativa ¡hasta pronto!

Publicaciones recientes

Deja un comentario