Tratamientos de ligamento cruzado anterior

En el ámbito de los deportes, especialmente en todos aquellos en que las piernas son las principales herramientas de trabajo como en el futbol, basquetbol, gimnasia, ballet, danza, vóleibol, patinaje, natación, e inclusive las carreras y levantamiento de pesas, por el severo esfuerzo y movimientos bruscos, además de la gran fuerza que se hace con las piernas, pero sobre todo con las rodillas, es normal que se produzcan dolorosos desgarres, o fracturas que impidan la realización de las actividades, unas de las partes que más se ve afectada es el ligamento cruzado anterior.

Pero, ¿qué función tiene el ligamento cruzado anterior? Es uno de los ligamentos más importantes, mejor dicho, el más importante pues funciona como soporte y estabilizador de toda la estructura de la rodilla, muchos especialistas lo denominan como el pilar o mini columna vertebral de la rodilla, ya que la soporta en un 90%, para que sufra una lesión este ligamento, debe ser producido por un alto impacto.

El nombre de dicho ligamento se debe a que, en la zona de la rodilla se cuenta con dos ligamentos,  y ambos están cruzados, pero uno en posición anterior y otro posterior, ambos se cruzan entre sí, por lo que de alguna manera se conectan y ayudan a que la rodilla funcione como debe de ser.

Cuando se presenta una lesión en este ligamento, la persona que tiene el daño, presenta considerables molestias en la rodilla afectada, teniendo la sensación de que la rodilla no está fija y por ende, existe una especie de desequilibrio y constante movilidad de la zona, además de que la rodilla se inflama considerablemente y esto es causado por la gran cantidad de sangre que se derrama por dentro.

Para detectar una lesión de ligamento cruzado anterior, el especialista se avala de varias pruebas médicas que le permiten llegar a la conclusión de que existe tal problema, para ello realiza los siguientes trabajos como el Lachman, shift y pivot, el cajón anterior y para concluir satisfactoriamente  se ayuda de la resonancia magnética.

Cuando ya se tiene el diagnóstico completo y se sabe que el resultado es negativo, y por ende se debe recurrir a una operación de este tipo, también existen diversos tratamientos que ayudarán a que la lesión de dicho ligamento, sane mejor y de manera más rápida, pero es necesario que se sigan las indicaciones del médico al pie de la letra, para  que no repercutan de manera negativa en el proceso de recuperación.

Existen los siguientes tratamientos para dos tipos de lesiones que se denominan como parcial o completa, y son los siguientes. El primer tipo de tratamiento  requiere de una intervención quirúrgica, así mismo existen dos tipos distintos en cuestión de cirugía como la T2 y T4, éstos dos se usan y aplican en los tendones del paciente. Por otra parte el HTH, se aplica sobre el tendón que se denomina como rotuliano, conjuntando a la vez un pequeño fragmento de la rótula y tibia, que se extrae del mismo paciente o de algún otro.

Es necesario que se apliquen otro tipo de tratamientos anteriores  a la cirugía y posteriores, este tipo de alternativas ayudarán a que el paciente esté en las mejores condiciones durante la cirugía, y por supuesto se debe aplicar la rehabilitación después de la cirugía, aunque sean procedimientos largos, los resultados valdrán la pena y la recuperación será la deseada.

   Entre los tratamientos alternos destacan los siguientes antes de la operación:

  • Es necesario que se apliquen pomadas o medicamentos sobre la zona exterior del ligamento que ayudarán a la disminución del dolor e inflamación.
  • Desde el primer día de la lesión, se recomienda que se den suaves masajes, tan ligeros, que poco a poco (aunque no se irá por completo) disminuirán el dolor.
  • Se puede optar por poner la rodilla en agua caliente con relajantes, o agua fría, este tipo de temperatura ayudará a desinflamar el músculo.
  • Después de los masajes y el agua caliente/fría, se pueden realizar ejercicios muy muy ligeros que ayuden a fortalecer la zona afectada.
  • Al concluir con todos estos pasos, se debe reposar por varias horas para que los ligamentos y músculos afectados se relajen y descansen.

Tratamientos alternos después de la operación:

  • Por ningún motivo se puede dejar pasar mucho tiempo sin ejercer ningún tipo de movimiento, esto perjudicaría gravemente la zona que se afectó anteriormente.
  • Se necesita la ayuda de una terapeuta que canalice y ofrezcas las sesiones indicadas para la recuperación pronta del paciente.
  • Diariamente se deben realizar masajes con distintos tipos de intensidades, para que poco a poco se reactive la sensibilidad.
  • Se debe tratar de ponerse en pie poco a poco, hasta lograr incorporarse por completo.

Todos estos tratamientos e intervenciones las maneja a la perfección el Dr. Vilchez, quien conoce muy bien este tipo de situaciones en lo que a ligamento cruzado anterior se refiere, y todos sus derivados, por ello es importante acudir con especialistas que realmente puedan atender y ofrecer más alternativas para que el paciente se recupere satisfactoriamente.

Si se desea tener contacto directo con el Dr. Vilchez, es necesario que se acuda a su consultorio,  o se llame a sus líneas telefónicas, inmediatamente atenderá un especialista y tomará partido de cada caso, por ello es muy importante que no se acuda con personas que se dicen ser expertos, muchas veces han dejado en condiciones lamentables a las personas.

Publicaciones recientes

Deja un comentario